Saltar al contenido

¿Cuáles son los diferentes tamaños de pizza?

pizza porcion

Cuando uno quiere hacer la mejor pizza posible por sí mismo, hay muchos detalles a tener en cuenta (calidad de la harina, amasado, horneado, etc.). Entre ellos está también el tamaño de la pizza.

¿Cuáles son los diferentes diámetros posibles para una pizza y qué diferencia hay realmente? En SoloPizza te lo explicamos todo.

Tamaños de pizza: los diámetros más populares

Si estamos acostumbrados a pedir o preparar una pizza con un diámetro de entre 30 y 33 cm, existen otros tamaños adaptados a diferentes situaciones. Entre ellas, las hay para niños, para pequeños apetitos o incluso pizzas XXL.

Estos son los tamaños más comunes para una pizza:

  • Niño: 24 cm de diámetro
  • Mediana: 26 cm de diámetro
  • Normal: 30 o 31 cm de diámetro
  • Grande: 33 cm de diámetro
  • XXL: Más de 40 cm de diámetro. No es raro encontrar estas pizzas gigantes en forma de planchas, es decir, con una forma rectangular que resulta más fácil de preparar cuando el diámetro supera los 33 cm.

Evidentemente, cuanto mayor sea el diámetro, mayor será la cantidad de cobertura necesaria. Esto tiene un impacto significativo en el coste de una pizza (ya sea casera, artesanal o industrial). Esto es especialmente cierto cuando los aderezos son de alta calidad o con ingredientes excepcionales.

Algunas pizzas tienen un diámetro específico. Por ejemplo, las pizzas napolitanas deben medir entre 22 y 35 cm.

Por ejemplo, te aconsejamos que no empieces a hacer una pizza XXL si tiene ingredientes para un relleno adecuado para una pizza de 30 cm. Por ejemplo, es posible que tengas que extender la salsa de tomate demasiado fina y que se reseque durante el horneado.

O simplemente tener una pizza un poco sosa por la falta de jamón, champiñones, chorizo, pimientos… No dudes en consultar nuestro artículo dedicado a los ingredientes de la pizza para obtener trucos y consejos sobre este punto.

Otro punto importante: el tamaño de la pizza afecta al peso de la masa y de la pizza una vez horneada. Por lo tanto, también debes tener cuidado de ajustar las cantidades de agua, levadura, sal y harina al preparar la masa de la pizza.

El tamaño de la pizza debe ser adecuado para el horno

Para evitar disgustos al hornear una pizza, recuerda siempre asegurarte de que el tamaño es el adecuado. ¿Por qué es tan importante? Simplemente porque algunos hornos especializados tienen una zona de cocción restringida que no siempre permite introducir pizzas grandes en el horno…

La forma más fácil de cocinar una pizza es en un horno tradicional. Un horno empotrado clásico tiene 60 cm de ancho, lo que significa que se pueden hornear pizzas grandes sin ningún problema. Incluso los modelos más compactos de 45 cm de ancho no plantean ninguna dificultad especial.

Donde hay que tener especial cuidado es con los hornos de pizza reales. Cada modelo tiene sus propias especificidades, así que recuerda medir el diámetro de la superficie de cocción antes de empezar a preparar la masa. Pero si te sirve de ayuda, debes saber que, en general, el tamaño de las pizzas es de 30 cm en estos hornos (es el caso del muy popular horno de pizza G3 Ferrari).

Aunque evidentemente hay modelos XXL adecuados para hornear pizzas más grandes. Esto suele ocurrir con los hornos de pizza para exteriores que tienen una mayor superficie de cocción. Por ejemplo, el horno de pizza Ooni Koda está disponible en tamaños de 30 cm y 40 cm.

Nuestro consejo: sea cual sea el tamaño de la zona de cocción, recuerda siempre dejar al menos 1 cm de margen alrededor de los bordes al extender la masa. Esto evitará cualquier problema al hornear con la tapa puesta, especialmente si el relleno es bastante generoso.

El tamaño de la pizza debe adaptarse a los accesorios necesarios

Para hacer una buena pizza casera, es imprescindible contar con varios accesorios. Pero también determinan el tamaño máximo de una pizza. Así es como funciona.

Utilizando una piedra de pizza: el tamaño de la pizza está limitado por las dimensiones de este accesorio. La pizza debe colocarse correctamente en el centro del plato sin que sobresalga de los bordes. Esto permite que el calor se transfiera lo mejor posible y mejora el proceso de cocción. La ventaja es que hay muchos tamaños diferentes de piedra: el más común es el de 38 x 30 cm, pero incluso se pueden encontrar algunos que miden 45 x 43 cm.

Utilización de una paleta de pizza: Este accesorio es casi indispensable si se utiliza una piedra en paralelo. De nuevo, asegúrate de que tu pizza es más pequeña que la paleta. Si no es así, se corres el riesgo de que se derrumbe sobre sus lados una vez que se haya rematado, lo que sería una pena.

Si quieres conocer todos los trucos para hacer pizzas perfectas en casa, no dudes en consultar está sección: Trucos de Cocina Pizzas